¿Qué es la renta de tercera categoría?

Share Button

La renta de tercera categoría es un impuesto o pago establecido en el artículo 28 de la Ley de Impuesta a la Renta del Perú, que se debe llevar a cabo por los ingresos que provengan de personas naturales o jurídicas, que desarrollen actividades empresariales, que tengan negocios.

Los casos que corresponden a esta categoría en su mayoría se tratan de las rentas que se originan por la participación conjunta de una inversión de un capital y por consiguiente del trabajo.

Así mismo, este impuesto sobre la renta es acogido por el régimen general, el cual se encuentra en la declaración jurada anual de los impuestos, y es un pago obligatorio que se recomienda definir con un contador para obtener los estados financieros que permiten llevar a cabo muchos trámites y oportunidades financieras.

Tasa de Renta de Tercera Categoría

La tasa aplicable ha variado con respecto a las promulgaciones de la Ley, años tras años, por lo que se tienen varías tasas aplicables que tienen montos del 30% en años anteriores al 2015 y 2016, en los cuales la tasa se mantuvo en el 28%.

Ya para el año 2017 en adelante la cifra está en 29,5%.

Requisitos para acogerse del impuesto

  • Los ingresos anuales no debe superar de los de Los 525,000 Soles.
  • El valor de los activos no debe superar de Los 126000 Soles.
  • Contribuyentes que están en el nuevo Régimen Único Simplificado Nuevo RUS y los que sean parte del Régimen Especial del Impuestos a la Renta RER.

Dentro de este grupo de personas naturales existe una clasificación en dónde se especifican quienes están incluidos en este tipo de impuestos.

Algunas de las empresas que se incluyen son:

  • Comercios correspondientes a la industria y la minería
  • La de categoría de prestación de servicios comerciales industriales de transporte y comunicación.
  • Empresas que ofrecen actividades de negocios habituales de compra de servicios y productos o bienes.
  • Hoteles, bancos, sanatorios, garajes.
  • Las dedicada al comercio financiero, seguros y capitalización.
  • Empresas que se dedican a la explotación forestal, pesquera y agropecuaria.
  • Agentes mediadores del comercio, rematadores.
  • Personas Jurídicas, las cuales están referidas en el Artículo 14 de la Ley.
  • Asociaciones o sociedad civil. Que se dediquen a cualquier profesión.
  • Patrimonio fideicometido, por sociedades titulizadoras,
  • Fideicomisos bancarios
  • Fondos de inversión empresarial que procedan del desarrollo o ejecución de una empresa.
  • Rentas generada por una Institución Educativa Particulares.

¿Cómo se realiza el pago?

El pago se puede llevar a cabo mediante el formulario virtual en la página SUNAT, siempre y cuando sus ingresos no superen los 1700 UIT. Para ingresar al formulario virtual de cada año, debe tener la clave y el usuario SOL que se obtiene en cualquier centro de Servicios al Contribuyente de SUNAT a nivel nacional.

Es indispensable que se formalicen estos pagos para no caer en multas, así mismo, es importante que los contribuyentes conserven como medida de seguridad los documentos y libros de las obligaciones tributarias, así como guardar las declaraciones virtuales por al menos 5 años.

Share Button

Deja un comentario