Inicio de clases 2011

Share Button

El próximo martes primero de marzo, siete millones 773 mil 237 estudiantes de los niveles inicial, primaria y secundaria comenzarán el año escolar 2011 en todas las escuelas públicas y privadas del país.
Según cifras del Ministerio de Educación (Minedu) en el 2010 estudiaron siete millones 734 mil 588 escolares en educación básica regular. De ese total, seis millones 35 mil 684 lo hicieron en colegios públicos, es decir más del 78% de los escolares del país estudian en un centro educativo estatal.
En el presente año lectivo estudiarán en inicial un millón 424 mil 921 estudiantes, lo que representa un crecimiento poblacional importante de 3,78% con relación al año 2010.
En educación primaria el fenómeno es inverso. “Hay una disminución aproximada de 3%, pero por un desarrollo vegetativo propio de las ciudades: menos nacimientos”, aclara. Para este año, la población estimada en este nivel es de tres millones 756 mil 18 estudiantes.
En la educación secundaria, en cambio, se prevé un crecimiento de 4% (dos millones 586 mil 217 estudiantes). El mejoramiento de la infraestructura educativa y de los ingresos económicos de las familias es clave. Los colegios emblemáticos constituyen el mejor ejemplo
Un tema que se ha sumado a la agenda escolar es el tema del dengue. El inicio de las clases debe encontrar a las aulas de todos los colegios públicos y privados del país exentos de zancudos, en el marco de la campaña de prevención contra el dengue, según la Resolución Viceministerial del Ministerio de Educación. Dicha Resolución aprueba las “Normas sobre acciones para educación preventiva ante el dengue en las instituciones educativas públicas y privadas”, que permite desarrollar capacidades, conocimientos, así como valores y actitudes para fortalecer una cultura de prevención y estilos de vida saludable en las aulas.
Las normas establecen que es responsabilidad del director y de la Comisión de Salud de la institución educativa, identificar y eliminar los depósitos que pueden ser “criaderos” del zancudo, como cilindros, bidones, tanques, botellas, floreros, latas, recipientes plásticos, llantas en desuso, y otros objetos inservibles que puedan acumulan agua.
Otra de las tareas establecidas por la norma es fumigar las aulas y los demás ambientes del Colegio utilizando insecticidas que ataquen no solo a los mosquitos adultos sino, sobre todo, a las larvas. Para esta acción de educación preventiva, se contará con la asistencia técnica del Ministerio de Salud.
El director está en la obligación de informar de inmediato la existencia de áreas infestadas -es decir con presencia de zancudos- en su institución educativa, así como facilitar el ingreso e inspección de la zona a los representantes de Salud.

Share Button

Deja un comentario